El productor Jason Wishnow, quien está también detrás de los vídeos de las TED Talks, ha dirigido este intrigante corto sobre un futuro distópico en el que el agua es uno de los elementos más preciados y escasos. Además de filmarse en secreto en Pekín durante una de las alertas por contaminación, está protagonizado por el artista chino Ai Weiwei, conocido por su oposición al Gobierno chino y la censura de éste al artista.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)