Screenshot: Google Maps.

La policía ha confirmado la presencia de un sospechoso armado en las inmediaciones de la sede de YouTube en la ciudad de San Bruno, en el estado de Califnornia, tras una serie de rumores en Twitter y un artículo de The Hollywood Reporter. La policía, tras encontrar a la sospechosa muerta, cree que podría haberse suicidado con un disparo. 

SegĂşn declaraciones a KCBS del Jefe de la policĂ­a de San Bruno, Ed Barberini, hasta ahora solo han confirmado que cuatro personas recibieron disparos: tres heridos y la sospechosa que se quitĂł la vida. Las vĂ­ctimas, dos mujeres y dos hombres, se encuentran hospitalizados en condiciones delicada, seria y crĂ­tica, respectivamente.

Una de las primeras personas en notificar el tiroteo en las redes sociales fue Vadim Lavrusik, empleado de YouTube.

“Un sospechoso armado se encuentra en la sede de YouTube. Escuché disparos y vi personas corriendo desde mi oficina. Algunos compañeros de trabajo creamos una barricada y nos refugiamos en una habitación.”

Advertisement

Otras publicaciones en redes sociales revelan la presencia de muchos oficiales de policĂ­a fuera de la sede de YouTube, donde trabajan unas 2.000 personas, y lo que parecĂ­a ser una evacuaciĂłn. Dos empleados de YouTube aseguran haber visto sangre en las escaleras mientras salĂ­an del edificio.

Los empleados de YouTube están saliendo del edificio con las manos alzadas.

Tengo miedo. TodavĂ­a no han encontrado al tirador. Joder.

Fui evacuada levantando mis manos. Estoy con más personas. No creo que hayan encontrado al tirador todavía, que yo sepa. Vi gotas de sangre en las escaleras. Estoy temblando. Esto es irracional. Espero que mis colegas estén bien.

Advertisement

Un usuario de Instagram en un edificio cercano publicó una foto de lo que parece ser un equipo de SWAT entrando al edificio. Una transmisión aérea muestra a la policía revisando a las personas evacuadas. Según Reuters y KCBS, dos hospitales de la zona están recibiendo pacientes de este incidentes,.

La Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF) también ha respondido al incidente, según reporteros de Bloomberg y la NBC.