Facebook está bajo sospecha por haber realizado recientemente un experimento emocional con casi 700.000 usuarios sin permiso expreso previo. Lo grave, como revela ahora el WSJ, es que no es la primera vez. Lo lleva haciendo desde el 2007, año en que creó una unidad de análisis de datos cuyo objetivo es realizar experimentos sin aviso previo para analizar las reacciones emocionales de sus usuarios. Legalmente lo puede hacer pero, ¿es ético?

Advertisement

El equipo de Data Science de Facebook lleva operando desde el 2007 y hoy lo componen 30 empleados, entre académicos, psicólogos e investigadores. Su trabajo diario es analizarte. Tal cual. Llevan realizados cientos de experimentos para conocer nuestras reacciones emocionales, preferencias, hábitos... y así, en teoría, mejorar el servicio que presta Facebook.

El WSJ revela uno de los cientos de experimentos realizados sin el permiso expreso previo: enviar un mensaje a miles de usuarios diciéndoles que su cuenta había sido suspendida por creer que eran bots. Facebook sabía que eran usuarios legítimos. Les pedía responder de vuelta mediante un sistema automatizado para demostrar su identidad. El experimento lo hizo en realidad para probar sus medidas anti-fraude.

Como este, "engañando" a los usuarios, o no contándoles toda la verdad, Facebook ha realizado cientos de experimentos desde el 2007. En uno estudió las causas de la soledad, en otro analizó cómo se comunicaban las familias... todo a base de estudios con usuarios que no sabían que estaban formando parte de tales investigaciones. ¿Ético?

Los términos de uso de Facebook, las reglas que aceptamos al abrirnos una cuenta, permiten a la red social utilizar nuestros datos "para operaciones internas, incluido solucionar problemas, análisis de datos, pruebas, investigación y mejora del servicio". Es decir, barra libre. Sin embargo, Facebook está utilizando también estos experimentos para publicar informes académicos. Cuando otras organizaciones, como universidades, realizan este tipo de investigaciones, las técnicas empleadas son muy diferentes: los usuarios, entre otras cosas, saben que están participando en sus estudios. De ahí viene gran parte de la polémica. Y también porque, básicamente, muchos usuarios pueden sentirse espiados.

Advertisement

Facebook ha pedido varias veces disculpas por su último experimento sobre 700.000 usuarios, pero eso no ha impedido que Reino Unido vaya a investigar a la red social por ello. ¿Es ético que una compañía pueda experimentar psicológicamente a placer con 1.300 millones de personas? Facebook puede pensar que sí, la sociedad tal vez opine diferente. [vía WSJ]

Foto: Getty Images

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)