Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

La bola de fuego sobre Cuba explotó con la energía de 1.400 toneladas de TNT, según la NASA

10.2K
6
Save

La semana pasada, los medios locales indicaron que un meteorito golpeó la ciudad cubana de Viñales después de haber volado a lo largo de los Cayos de Florida. Además, los residentes informaron que escucharon un gran zumbido sónico y que vieron un rastro en el cielo. El evento fue aparentemente recogido por el radar del Servicio Meteorológico Nacional de Cayo Hueso, así como captado en vídeo por los locales y una cámara web en Ft. Myer conectada a EarthCam.

Advertisement

Ahora sabemos lo poderoso que fue ese evento. Según los nuevos datos publicados por el Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA y señalados por CNET, la colisión del objeto con la atmósfera liberó la energía de alrededor de 1,4 kilotones (1,400 toneladas) de TNT.

Eso puede parecer mucho (y lo es). Pero tales eventos son relativamente comunes. Aproximadamente el 71% de la superficie de la Tierra está cubierta por agua, y los seres humanos están lejos de estar distribuidos por igual en su tierra, lo que significa que muchos impactos se producen con pocos o ningún testigo ocular humano.

Una serie de impactos en 2018 superaron los de la semana pasada, aunque como señaló CNET, la detonación sobre Cuba fue una de las bolas de fuego más notables desde que el meteoro golpeó a Chelyabinsk, Rusia, cerca de la frontera con Kazajstán en 2013. Los científicos dicen que la explosión detonó con una fuerza de más de 470 kilotones de TNT, o casi tan fuerte como el “Ivy King” del MK-18 en 1952, la bomba de fisión pura más grande jamás probada por Estaods Unidos con 500 kilotones. Según una hoja informativa de la Universidad de Tulane, el objeto de Chelyabinsk probablemente tenía alrededor de 17-20 metros de diámetro.

Advertisement
Advertisement

El objeto que explotó sobre Cuba era probablemente mucho más pequeño, aproximadamente del tamaño de una camioneta. Los medios cubanos informaron que los locales encontraron lo que creían que era lo que quedaba después de que se quemó en la atmósfera en forma de pequeñas rocas negras del tamaño de un teléfono móvil. Se informó que tan solo se produjeron daños menores a la propiedad, tales como ventanas rotas, probablemente debido a ese zumbido sónico generado por el objeto que supera la velocidad del sonido, sin heridos. [CNET]

Share This Story