El camión autónomo de Daimler, el grupo al que pertenece Mercedes-Benz, ha hecho su primer viaje real por Alemania. Los directivos de la empresa lo pasearon por la autopista A8, a la altura de Stuttgart; “al volante” iba Wolfgang Bernhard, uno de los jefazos del grupo. Bernhard cree que todavía faltan dos años para que la tecnología llegue al mercado.

Aún así, el Mercedes-Benz Actros está en una fase de desarrollo similar al coche autónomo de Google. En este caso sí hay volante, y el conductor puede tomar los mandos en cualquier momento. La tecnología (Highway Pilot) se parece más al piloto automático de un avión, en los que el capitán sólo necesita intervenir para el despegue, el aterrizaje y poco más.

“Highway Pilot aporta más seguridad porque siempre está al 100%. No se distrae, nunca se cansa y no pierde la concentración” explicó a los medios Wolfgang Bernhard. “Además, se reduce el consumo de carburante por la mayor eficiencia en la conducción”.

El Actros se mantiene solo en su carril y guarda una distancia de seguridad con el vehículo que esté delante. Si la distancia se acorta demasiado, el camión acciona los frenos automáticamente. Sin embargo, cuando aparecen obstáculos como unas obras en la carretera, el camión le indica al piloto que tiene que ponerse a los mandos.

Advertisement

Es lo que se conoce como conducción semiautónoma, en la que el conductor necesita estar atento a la carretera por si debe intervenir; en el futuro, los camioneros podrán ir leyendo o tomándose un café. El prototipo de Daimler ya había sido probado en Nevada hace unos meses; fue el primer camión autónomo que recibió licencia para circular en Estados Unidos.

[vía Engadget]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)