En 1931, la editorial estadounidense Rand McNally public√≥ por primera vez un gr√°fico llamado Histomap. Se trataba de una infograf√≠a desplegable de 150 cent√≠metros en la que se repasan 4.000 a√Īos de historia del ser humano a trav√©s de los distintos imperios, auges y ca√≠das de pa√≠ses.

Advertisement

El gr√°fico no sirve para cuantificar exactamente la influencia de tal o cual imperio, pero permite apreciar, de un vistazo, la influencia de las diferentes civilizaciones que han poblado (y pueblan) el planeta atendiendo a la anchura variable de cada banda.

A medida que descendemos hacia comienzos del siglo XX, que es donde termina el gr√°fico, se van desgranando diferentes eventos que cambiaron el equilibrio de poder. Animado por el √©xito de este mapa, su autor desarroll√≥ otros dos a√ļn m√°s complejos: El Histomapa de las religiones, y el Histomapa de la Evoluci√≥n. Este √ļltimo recoge una l√≠nea temporal de 10.000 millones de a√Īos, y su elaboraci√≥n har√≠a llorar muy fuerte a cualquier dise√Īador gr√°fico actual. En Amazon es posible comprar diferentes reproducciones de estas colosales visualizaciones. [Slate]

Advertisement