Foto: Jae C. Hong (AP)

Despu√©s de terminar de cenar, todos hemos dejado la ‚Äúcopia para el cliente‚ÄĚ del recibo que est√° sobre la mesa en un restaurante. Aqu√≠ tienes una buena raz√≥n para que te la lleves contigo (y la mantengas en un lugar seguro).

En un hilo reciente, el Redditor u / Ryan_77, un ex trabajador de un restaurante, recomendó que todas las personas deberían llevarse sus recibos a casa, de forma que el personal no pueda ajustar la propina después de que te vayas.

El Redditor u / onekate tenía esto que agregar:

Tuve un amigo un poco tramposo del que aprendí que cambiaría cada propina que no fuera del 20% como mínimo. No en una ocasión, en todos los recibos. Y nunca te atrapan. Gracias a él, escribo el monto total de mi factura, incluida la propina, por debajo del total numérico y por encima de la línea de la firma, como lo haría uno en un cheque. Y lo hago siempre.

Para ser claros, los camareros y la gente que trabaja en la industria de servicios de alimentos realizan trabajos difíciles, por lo que llevarte tu recibo a casa no se trata de avergonzar al personal, sino más bien para tu propia seguridad (por cierto, si tienes un buen servicio y buena comida, un 20% en Estados Unidos es el estándar, por ejemplo).

Advertisement

Lo cierto es que los errores suceden y la mala letra en un recibo es algo com√ļn (la m√≠a, por ejemplo, es terrible y no culpo a nadie por querer confirmar mi horrorosa firma). Al guardar tu copia del recibo, al menos puedes refutar f√°cilmente por qu√© no tendr√≠a sentido pagar, por ejemplo, 10 d√≥lares por un caf√© de 4 d√≥lares.

Luego está la situación en la que accidentalmente dejas una tarjeta de crédito en un bar y te despiertas al día siguiente para encontrar una tarifa extra en tu factura. Esto es totalmente legal, siempre y cuando el bar te lo haya advertido por adelantado, aunque podrías impugnarlo si no te lo dejaron claro. Un local responsable solo debe cobrarte cuando vuelves a retirar tu tarjeta (no de antemano y sin tu consentimiento).

Entonces, ¬Ņqu√© debes hacer si te encuentra una cargo ‚Äúfalso‚ÄĚ en tu cuenta? Por un lado, cuando guardes un recibo, aseg√ļrate tambi√©n de escribir la propina que dejaste en la copia. Llama al restaurante, refuta el total inexacto, explicales lo que pediste y la propina que diste originalmente.

Advertisement

Si esto no lo resuelve o si perdiste el recibo, impugna el cargo con tu banco. Se comunicarán con el comerciante en tu nombre (para evitar la conversación incómoda) y, con suerte, te reembolsarán el monto en disputa.

Si no quieres llevar contigo una gran cantidad de recibos en la cartera o donde quiera que vayan, toma una foto de la factura en su lugar.