Vote 2020 graphic
Everything you need to know about and expect during
the most important election of our lifetimes
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

Si lo tuyo es la jardinería experimental, esta universidad vende réplica de regolito marciano a $20 el kilo

Ilustración para el artículo titulado
Foto: Universidad Central de Florida

Aunque tenemos varios robots sobre Marte, nunca hemos traído rocas o polvo de la superficie del planeta. Para averiguar sus cualidades la única manera es fabricar el material en laboratorio imitando sus características físicas y químicas. Un equipo de astrofísicos ha comenzado a vender la mezcla.

Advertisement

De momento no es algo que puedas comprar en Amazon, pero está teniendo tanto éxito que no nos extrañaría que acabe llegando a las tiendas. Por ahora la única forma de acceder al preciado polvo marciano es remitir una solicitud a la Universidad Central de Florida (UCF) en nombre de una institución con fines científicos. Los promotores de la idea ya han recibido más de 40 peticiones entre las que se encuentra una solicitud cursada por el Centro Espacial Kennedy de media tonelada del material.

Advertisement

¿Es posible hacer regolito marciano en casa? Probablemente, pero hace falta instrumental profesional y en la UFC no han detallado la receta. Lo más parecido es este vídeo en el que hablan del proceso. Implica mezclar diferentes materiales terrestres como arena o roca, hornearlos y pulverizarlos varias veces.

Ilustración para el artículo titulado
Advertisement

Los astrofísicos de la UCF no solo hacen el característico polvo rojo que recubre Marte. En su catálogo también fabrican réplicas de polvo de asteroide y regolito lunar. Los materiales son de increíble ayuda a la hora de averiguar qué tipo de plantas podremos cultivar en esos entornos y cómo crecerán. [Universidad Central de Florida vía Universe Today]

Editor en Gizmodo, fotógrafo y guardián de la gran biblioteca de artículos. A veces llevo una espada.

Share This Story

Get our newsletter