Image: Universidad Johns Hopkins

Un soldado que perdió sus genitales por un artefacto explosivo en Afganistán acaba de recibir con éxito el primer trasplante de pene y escroto del mundo. El hombre, cuyo nombre se ha mantenido en el anonimato, recibió una cirugía pionera que duró 14 horas.

La operaci√≥n tuvo lugar con 11 cirujanos de la Universidad Johns Hopkins, quienes lograron trasplantar el pene completo, el escroto y la pared abdominal parcial de un donante de √≥rgano fallecido al cuerpo del soldado. Ataron al paciente la uretra, las arterias, los vasos sangu√≠neos, los m√ļsculos y los nervios. Seg√ļn ha explicado en un comunicado el soldado:

Es una herida muy dura de sufrir, y no es fácil de aceptar. Cuando me desperté por primera vez después de la operación finalmente me sentí más normal ... con un nivel de confianza nuevo. Confianza ... como si finalmente estuviera bien.

Si bien se han realizado otros trasplantes de pene en el mundo en los √ļltimos a√Īos, este es el trasplante m√°s extenso que se ha realizado hasta ahora, sobre todo debido al grado en que la explosi√≥n da√Ī√≥ el tejido en la regi√≥n inguinal y p√©lvica del hombre. Seg√ļn W.P. Andrew Lee, jefe de cirug√≠a pl√°stica y reconstructiva de la Facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins:

Esperamos que este trasplante ayude a restaurar las funciones urinarias y sexuales casi normales para este joven. Es posible reconstruir un pene utilizando tejido del cuerpo en lugar de hacer un trasplante, pero los pacientes en tales casos necesitan un implante para obtener una erección, lo que conlleva un mayor riesgo de infección.

Advertisement

Image: Universidad Johns Hopkins

Este tipo de trasplante, en el que una parte del cuerpo o tejido se transfiere de un individuo a otro, se denomina alotrasplante compuesto vascularizado. Eso sí, los testículos del donante de órganos no formaron parte del trasplante, lo que significa que el paciente continuará necesitando inyecciones de testosterona a medida que se recupere.

Cuentan los investigadores detr√°s del trabajo que se han estado preparando para este tipo de trasplante durante aproximadamente cinco a√Īos, y es posible que puedan usar la misma t√©cnica en otros veteranos lesionados en el futuro. Y es que seg√ļn un estudio, m√°s de 1.000 hombres del servicio militar sufrieron lesiones en los genitales entre octubre de 2001 y agosto de 2013. De ellos, un 31% de las lesiones afectaban al pene. [NewAtlas]