Esto es un pene de abeja macho, y su cópula con la reina es tan explosiva que muere al terminar el acto

De todos los actos de apareamiento que podemos encontrar en la naturaleza, el de las abejas macho (z√°nganos) con la reina es posiblemente uno de los m√°s ‚Äúheroicos‚ÄĚ y desinteresados de cuantos se conocen. Un √ļltimo acto de valent√≠a por perpetuar la especia eyaculando, literalmente, como si no hubiera ma√Īana.

En este pueblo algunos ni√Īos no tienen pene hasta la adolescencia: el incre√≠ble caso de los Guevedoces¬†

A√Īo 2015, un investigador se acerc√≥ a un pueblo de la Republicana Dominicana donde algunos hombres nac√≠an como ni√Īas, y sus √≥rganos sexuales masculinos solo aparec√≠an en la pubertad. Ese sitio estaba en Las Salinas y, literalmente, los peque√Īos cambiaban de sexo al llegar a la adolescencia.

Compra un cuadro de un autor famoso, pinta un pene encima y lo subasta por el doble de su valor

El ser humano tiene una larga trayectoria art√≠stica en lo que refiere a dibujar penes. El √ļltimo gran cap√≠tulo de ese gran libro dedicado al arte figurativo genital masculino lo protagoniza un artista neoyorkino llamado Nikolas Bentel. La parte m√°s rara es que el lienzo que ha escogido no estaba vac√≠o.

Este hombre se inyectó el pene con células madre para intentar hacerlo crecer

Ben Greenfield es una figura de culto entre los fan√°ticos del fitness, un gur√ļ para ese tipo de nerds que se dedican a monitorear de manera meticulosa sus datos biom√©tricos para obtener toda la informaci√≥n posible de su salud. Tiene m√°s de 50.000 seguidores en Twitter, 60.000 seguidores en Facebook y 30.000‚Ķ

Desaparece un servicio que estafaba a inversores de criptodivisas dejando √ļnicamente la palabra ‚Äúpene‚ÄĚ en su web

Se llamaba Prodeum. Era un servicio relativamente desconocido construido sobre Ethereum. Desapareci√≥ este fin de semana tras una breve trayectoria y junto al dinero de un peque√Īo n√ļmero de inversores. Todo lo que qued√≥ en su web fue una p√°gina en blanco con la palabra ‚Äúpene‚ÄĚ escrita en ingl√©s.

Esta clínica de Bangkok recibe a decenas de pacientes cada semana para blanquearse el pene con láser

El blanqueamiento de ano lleva un tiempo entre nosotros, pero en esta clínica de Bangkok reciben una media de 20 a 30 pacientes por semana para blanquearse el pene o la vulva, un nuevo tratamiento con serios efectos secundarios que ha obligado al Ministerio de Salud de Tailandia a emitir una advertencia.

El caso del paciente que compró un estimulador anal para tratarse la próstata y no podía parar de tener orgasmos

Un investigador brit√°nico llamado Roy Levin acaba de publicar un interesante estudio m√©dico protagonizado por un hombre de 63 a√Īos con un problema. El paciente no pod√≠a parar de tener orgasmos muy intensos en cualquier momento y lugar. La cosa lleg√≥ al punto de que deb√≠a llevar puesto un cond√≥n todo el d√≠a.

Este pueblo irlandés está convencido de que una fábrica de Viagra local causa erecciones espontáneas en hombres y perros

La f√°brica de Pfizer en Ringaskiddy, Irlanda, gan√≥ la loter√≠a hace unos d√≠as cuando los reguladores del Reino Unido anunciaron que permitir√°n comprar Viagra sin receta en las farmacias del pa√≠s vecino. Pero la gigantesca planta farmac√©utica ya era famosa entre los lugare√Īos por sus misteriosos ‚Äúhumos del amor‚ÄĚ.

Un metro de pene y cinco kilos de test√≠culos: el ins√≥lito caso m√©dico del se√Īor Opiyo, el tipo con los genitales m√°s grandes del planeta

Se llama Horace Owiti Opiyo, natural de Kenia, y hasta hace unas semanas era el hombre con los genitales m√°s grande del planeta (20 veces el tama√Īo promedio). Un tremendo problema que afectaba a su d√≠a a d√≠a. La vida de Opiyo acaba de cambiar para siempre.

Advertisement

Netflix retira un episodio de La abeja Maya después de que una madre encontrara un pene en segundo plano

Si creciste con La abeja Maya, te alegrará saber que existe una versión animada en 3D para las nuevas generaciones. Se estrenó en 2013 y puedes verla con tus hijos en Netflix. El problema es que ahora falta un episodio, el 35. Y la razón no es otra que lo que ves sobre estas líneas.

La verdadera historia del candir√ļ, el temible pez que ataca al pene humano de la manera m√°s s√°dica posible¬†

Lo llaman ‚Äúpez palillo‚ÄĚ debido a su diminuto tama√Īo y forma delgada. A partir de ah√≠, se acab√≥ cualquier connotaci√≥n agradable. Dicen que las experiencias de quienes se han cruzado en su camino son lo suficientemente s√°dicas como para ir con cautela. ¬ŅQu√© hay de verdad y qu√© hay de leyenda?

Hay un pene en la p√°gina principal de Bing y nadie en Microsoft se ha dado cuenta [Actualizado]

Cada d√≠a Bing, el motor de b√ļsquedas de Microsoft, cambia la imagen destacada en su p√°gina principal para mostrarnos lugares maravillosos de todo el mundo. Hoy, sin embargo, en lo que parece ser una playa paradis√≠aca e inocente hay algo m√°s escondido, un mensaje oculto para los ojos m√°s atentos. ¬ŅLo puedes ver?

La insólita historia del hombre que compró el pene de Napoleón (y lo guardó debajo de su cama tres décadas)

Napole√≥n muri√≥ en 1821 y sus restos descansan en una cripta circular bajo la gran c√ļpula de la iglesia de Los Inv√°lidos (Par√≠s). Sin embargo y seg√ļn muchos historiadores, el ‚Äúpeque√Īo Napole√≥n‚ÄĚ no se encuentra all√≠. De hecho, el pene del hist√≥rico personaje podr√≠a haber estado viajando durante mucho tiempo.