Estos días tenemos en los cines a Dwayne Johnson, más conocido como The Rock, haciendo heroicidades varias en San Andreas, una película de catástrofes sobre un hipotético terremoto masivo en California. ¿Qué pasa si a las escenas de esa película le quitamos los efectos generados por ordenador?

La respuesta es que San Andreas se queda a medio camino entre un documental sobre multitudes en las rebajas del Black Friday, mezclado con escenas muy raras de gente corriendo por escombros o inundando su casa mientras Dwayne Johnson mira asombrado una carretera vacía. Casi parece un anuncio de seguros con The Rock de estrella invitada. El tono de comedia es innegable, aunque personalmente echo de menos una versión de este vídeo en blanco y negro y con un piano dramático como única banda sonora.

Hay que romper una lanza en favor del film, que mantiene bastantes efectos convencionales y solo recurre a lo digital en caso necesario, como cuando hay que estrellar transatlánticos contra ciudades. Eso no quita que San Andreas esté recibiendo un buen tirón de orejas por su rigor científico aparentemente inexistente. [vía Sploid]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)