Photo: U.S. Navy

El USS Enterprise fue el primer portaaviones nuclear del mundo y el buque de guerra más largo jamás construido. También será el primer portaaviones nuclear en ser desmantelado, si el ejército averigua cómo demonios hacerlo.

Seg√ļn una auditor√≠a de la Oficina de Responsabilidad Gubernamental, desmontar el buque y trasladar sus ocho reactores a una instalaci√≥n de almacenamiento de residuos radiactivos costar√° unos 1500 millones de d√≥lares, la octava parte del precio de un portaaviones nuevo. Es por eso que el plan lleva parado desde que el Enterprise fuera dado de baja en 2013.

Advertisement

Aquel a√Īo, la Marina de Estados Unidos desmantel√≥ parte del barco en la costa este del pa√≠s y luego extrajo el combustible nuclear de sus ocho reactores Westwinghouse A2W con la idea de remolcarlo hasta el Astillero Naval de Puget Sound, en la costa oeste, bordeando todo el continente americano por la punta de Argentina. A continuaci√≥n, pensaba desmontar los reactores y transportarlos en una barcaza por el r√≠o Columbia hasta un punto en el que un cami√≥n los recoger√≠a y los llevar√≠a a Hanford, la antigua factor√≠a de plutonio del Departamento de Energ√≠a estadounidense.

Fue entonces cuando la Marina se dio cuenta de que deshacerse del USS Enterprise no iba a costar 500 millones de d√≥lares, como hab√≠a presupuestado, sino m√°s del doble. As√≠ que el portaaviones de 93.000 toneladas sigue en Newport News, Virginia, a la espera de que sus due√Īos encuentren opciones m√°s baratas para deshacerse de √©l.

La Oficina de Responsabilidad Gubernamental cree que la Marina tiene dos opciones: dejar que la industria comercial se encargue de la parte no-nuclear del trabajo o dejar que la industria comercial se encargue de todo, almacenando los reactores en un lugar por determinar. La primera opci√≥n costar√≠a entre 1050 y 1550 millones de d√≥lares y tomar√≠a un total de 10 a√Īos. La segunda, entre $750 y 1400 millones, y¬†5 a√Īos.

Advertisement

Nadie ha desmantelado antes un portaaviones nuclear, pero el gobierno cree que la opción comercial es la más rápida y barata, especialmente si tenemos en cuenta que la mayor parte del barco se puede reciclar para fabricar cosas como cubiertos y cuchillas de afeitar. Mientras tanto, el tercer portaaviones de la clase Gerald R. Ford será bautizado como Enterprise para dar continuidad al nombre de un portaaviones pionero.

[Popular Mechanics]