El terremoto de magnitud 7,8 que asoló Nepal el pasado abril causando la muerte a más de 8.700 personas ha tenido además una consecuencia geológica sorprendente: ha desplazado el Everest 3 centímetros en dirección suroeste, según geólogos chinos. Justo en la dirección contraria del movimiento natural de la montaña.

La Administración Nacional de Cartografía e Información Geológica de China ha confirmado que fue el primer terremoto, el ocurrido el 25 de abril (no el segundo, el de el 12 de mayo), de magnitud 7,8, el que desplazó la montaña más alta del mundo 3 centímetros en dirección suroeste. El Everest, según el organismo estatal chino, se ha desplazado unos 40 centímetros hacia el noreste durante la última década, a razón de 4 centímetros al año. En esos 10 años se elevó también un total de tres centímetros.

El Everest se ubica justo donde se encuentran las placas tectónicas euroasiática e índica. La violencia del terremoto ha hecho que el Everest se desplace repentinamente en la dirección contraria, aunque según los geólogos chinos de la Administración Nacional de Cartografía, en declaraciones recogidas por China Daily, no existe ningún peligro en este desplazamiento. Se trata de una consecuencia natural que de hecho ayuda a la Tierra a liberar energía. La medición del desplazamiento ayudará a los científicos a entender mejor este fenómeno de liberación de energía tras un temblor tan potente como el de Nepal. [vía China Daily y The Guardian]

Foto: Pal Teravagimov/Shutterstock

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)