Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Si Spider–Man usara alcohol en gel, sería de este modo.
Gif: PumPiX (Kickstarter)

En tiempos de cuarentena y distanciamiento social se ha hecho común y necesario contar siempre con algunos objetos al momento de salir de casa: mascarilla y alcohol en gel. Ahora, alguien ha inventado un extraño dispositivo portátil para el alcohol que parece el dispensador que usaría Spider-Man.

Advertisement

Si te parece molesta la idea de tener que llevar tus manos posiblemente llenas de bacterias y virus a tu bolsillo o mochila para buscar el pequeño bote de alcohol en gel y así poder usarlo, esta podría ser la solución que esperabas. Se trata del PumPiX, un dispensador de alcohol en gel que se lleva en la muñeca y dispara la sustancia con solo presionar un botón. Algo así como el dispensador de telarañas de Spider-Man, pero en lugar de disparar una web inútil en los tiempos del covid-19, dispara ese gel asesino de bichos que siempre debemos tener a mano al salir de casa.

Advertisement
El envase de almacenamiento se puede recargar cuando se acaba el alcohol en gel.
El envase de almacenamiento se puede recargar cuando se acaba el alcohol en gel.
Imagen: PumPiX (Kickstarter)

Y no solo puede dispararlo hacia tu mano para que lo uses, sino que también puedes dispararlo hacia objetos como la manija de una puerta que vas a abrir, o a donde colocas las manos para empujar el carrito del supermercado. Luce un poco gracioso, sí, pero no deja de ser una idea fantástica y, sobre todo, útil llevar el alcohol en gel de esta forma.

Advertisement

Para usar el PumPiX solo es necesario presionar ese botón y, cuando se agote el alcohol en gel, llenar de nuevo su envase. Cada carga debería ser suficiente para al menos un par de viajes a la farmacia o el súper. El dispositivo está disponible como reserva en Kickstarter por un precio de 29 dólares.

Redactor en Gizmodo. Tecnología, videojuegos, cine y televisión. Siempre cerca de una pantalla y una taza de café.

Share This Story

Get our newsletter