Hasta ahora, la mayor parte de prototipos de exoesqueleto que hemos visto tenían como propósito ampliar la capacidad de una persona para cargar peso o mejorar su capacidad de movimiento. Investigadores del ejército estadounidense acaba de crear uno que mejora sensiblemente la puntería de los soldados con las armas.

El invento se llama Maxfas, y su prototipo no resulta especialmente abultado, pudiendo llevarse en un solo brazo. La mala noticia es que Maxfas no es algo que todavía pueda llevarse en el campo de batalla, ya que está conectado a un sistema de cables que son precisamente los que sirven para mover el brazo del tirador.

Su funcionamiento puede compararse al de los sistemas de estabilización de las cámaras digitales. Una cámara unida a un ordenador mide la trepidación característica que se puede apreciar en los tiradores noveles y la ajusta para que el disparo sea más rápido y más certero. Aunque el exoesqueleto no se puede sacar de un laboratorio, su creador, el ingeniero mecánico Dan Baechle, ha constatado que su uso permite ahorrar mucha munición de prácticas, ya que mejora sensiblemente la puntería del tirador y hace que este aprenda más rápido. Los beneficios de llevarlo permanecen incluso después, cuándo ya no están usando el exoesqueleto. [US Army vía Engadget]

Fotos: US Army Blog

Click here to view this kinja-labs.com embed.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)