Lleva explorando la superficie de planeta rojo por más de 10 años. Ahora está teniendo fallas en su memoria que lo hacen "olvidar" procesos que ya había realizado. La NASA planea intervenir el software del robot para solucionar el problema. Sin embargo, parece que la vida útil de Opportunity está llegando a su fin.

Advertisement

Tal como un computador, el rover usa dos tipos de memoria: volátil y no-volátil. Esta última es como un disco duro, guarda la información por largos periodos de tiempo y la "recuerda"; la primera es como la memoria RAM, se puede acceder a ella rápidamente pero requiere poder.

El problema en Opportunity es que su memoria no-volátil tiene un falla que no le permite guardar información. Esto provoca que el robot la guarde en su memoria volátil. Sin embargo, todos los datos se pierden cuando este se apaga. Por si fuera poco, el mismo problema en la memoria no-volátil ocasiona que este se reinicie constantemente. En ocasiones, el rover también pierde comunicación con la Tierra sin razón.

Para solucionarlo, la NASA planea acceder al software del vehículo para modificarlo. Una nueva instrucción le ordenará ignorar la falla en su memoria no-volátil y usar el espacio funcional para almacenar información. El proceso tardará un par de semanas pero podría darle algunos años de vida extra a Opportunity.

Advertisement

Si todo falla, la memoria del rover se verá afectada permanentemente y será el fin de su misión en Marte. Sin embargo, es considerada exitosa ya que solo se planeaba que estuviera vivo por tres meses y ya lleva ahí más de 10 años. [vía BBC]

Imagen: NASA

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)