GIF: Terkinstein (YouTube)

Los accidentes de despresurización de cabinas de aviones pueden ser letales, pero no siempre lucen tan extremos como los vemos en las películas, en las que los protagonistas salen disparados del avión en pleno vuelo. En la mayoría de casos son mucho más sutiles, aunque también aterradores.

Advertisement

En el vídeo a continuación, publicado por el canal de YouTube Terkinstein, podemos ver la despresurización de un avión McDonnell Douglas MD–83 tras una fuga, y aunque la descompresión es menos explosiva que en las películas, no deja de ser terrorífica en su propio estilo, llenándose toda la cabina de lo que pareciera ser una niebla infernal (aunque no es más que vapor de agua).

Lo cierto es que existen varios tipos de despresurización, la explosiva o súbita, esa que sucede cuando una puerta del avión es abierta repentinamente en pleno vuelo, o cuando la estructura falla y se rompe una pared o el techo de la aeronave, y una despresurización lenta o gradual, como la que muestra el vídeo. La descompresión gradual puede ser letal si la tripulación no la detecta a tiempo y antes de que la falta de oxígeno los deje incapacitados, similar a lo que sucedió a aquel Boeing 737 de Helios Airways que se estrelló en el año 2005.

El vídeo fue grabado durante una revisión de rutina de la cabina. Las mascarillas de oxígeno no salieron debido a que fueron desactivadas para que después la tripulación no tuviera que pasar por la molestia de colocarlas de nuevo en su sitio, según comentó el responsable del vídeo. [Terkinstein (YouTube) vía Boing Boing]