Cualquiera que haya visitado Nueva York sabe que la red de metro deja bastante que desear. S√≠, es la forma m√°s r√°pida de moverse por la ciudad pero la infraestructura pide a gritos una renovaci√≥n urgente. Los trenes son viejos y anticuados, los t√ļneles est√°n sucios y las estaciones terriblemente iluminadas. Todas menos una.

Advertisement

Hoy se ha abierto al p√ļblico el intercambiador de transportes de Fulton, una estaci√≥n cercana a Wall Street que recibir√° cada d√≠a a unos 300.000 viajeros. Es la estaci√≥n m√°s cara de la red de metro, una maravilla arquitect√≥nica en la que se han invertido 1.400 millones de d√≥lares (1.125 millones de euros).

Advertisement

AP Photo/Mark Lennihan

La enorme c√ļpula que cubre el recinto principal es la protagonista indiscutible del edificio. Dise√Īada por el estudio Grimshaw, es una colecci√≥n de 1.000 reflectores de aluminio que canalizan la luz del sol hasta el interior de la estaci√≥n.

Advertisement

MTA/Flickr

El intercambiador de Fulton ha sido una de las obras de infraestructura m√°s ambiciosas de la ciudad. Planeada justo despu√©s de los atentados del 11-S, pas√≥ a√Īos en el aire por falta de fondos y por las luchas de las diferentes l√≠neas de metro, que por aquel entonces a√ļn eran compa√Ī√≠as independientes.

Advertisement

MTA/Flickr

Para complicar a√ļn m√°s las cosas la estaci√≥n se sit√ļa junto al edificio Corbin, una estructura de 1888 registrada en el censo nacional de edificios protegidos de EE.UU. Para poder erigir la estaci√≥n adyacente fue necesario construir un muro de soporte especial y rehabilitar los cimientos del edificio. Pero en un espacio reducido y con un edificio hist√≥rico el uso de maquinaria estaba completamente prohibido. Hubo que cavar con pico y pala. Tecnolog√≠a del siglo XIX para tener por fin una estaci√≥n del XXI. [Foto superior de AP Photo/Mark Lennihan]

Advertisement

MTA/Flickr

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)