Hace un par de a√Īos, las Islas Gal√°pagos estaban repletas de ratas que acabaron con el alimento de las tortugas gigantes que las habitaban. Cient√≠ficos que protegen el √°rea lograron erradicar la peste y repoblar el lugar con las especies nativas salv√°ndolas de la extinci√≥n. Como prueba de su √©xito, este mes encontraron 10 beb√©s de tortuga en una de las islas. Los primeros en nacer en su h√°bitat natural.

Se trata de una excelente noticia para los investigadores. Ya que, a pesar de sus esfuerzos para salvar a las tortugas gigantes Chelonoidis duncanensis, nada les garantizaba que la especie lograr√≠a adaptarse de nuevo a su h√°bitat natural y, mucho menos, lograr reproducirse. Hab√≠an pasado m√°s de 150 a√Īos desde el nacimiento de la √ļltima tortuga en la isla Pinz√≥n en la que se encontraron los beb√©s.

El descubrimiento se hizo mientras se exploraba la isla para conocer su población. Encontraron más de 500 tortugas, 10 de ellas tenían pocas semanas de nacimiento. En 1959 había entre 100 y 200 especímenes y después de esa fecha se redujeron a menos de 20.

El reto para los cient√≠ficos ahora reside en evitar que las ratas encuentren alguna manera de llegar a las islas para acabar con el alimento de las tortugas de nuevo. Para esta misi√≥n, se hace monitoreo constante del lugar en b√ļsqueda de indicios de la peste. [Nature, Galapagos Conservacy v√≠a The Guardian]

Advertisement

Imagen: Dr. James Gibbs de la Facultad de Ciencias Ambientales y Forestales de la Universidad del Estado de Nueva York

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)