Es posible reconocer si un champán es de mejor o peor calidad dependiendo del sonido de sus burbujas y su efervescencia, según han demostrado investigadores de la Universidad de Texas, Estados Unidos. Básicamente, mientras mejor suenen quiere decir que es de mayor calidad.

Advertisement

Los investigadores publicaron sus hallazgos en un estudio tras realizar experimentos con champán costoso de gran calidad y con el más barato. En el informe determinan que mientras las burbujas sean más pequeñas y de tamaños más parejos tendrán un sonido más agudo, similar al de unas campanas. En este caso, el champán es de mejor calidad. Según Kyle Spratt, uno de los responsables del estudio:

“Las burbujas son muy resonantes. Básicamente suenan como campanas, y la frecuencia de ese timbre depende en parte del tamaño de las burbujas. [...] Gracias a los datos acústicos pudimos determinar que el champán más costoso y lujoso produce burbujas más pequeñas y uniformes, además de mayor actividad de burbujas.”

Los resultados no solo toman en cuenta cuando las burbujas explotan sino también cuando se forman al contacto con las copas. Además, la formación de burbujas varía dependiendo del material de la copa o vaso en el que se sirva (cristal o plástico, por ejemplo).

Advertisement

Para realizar el estudio utilizaron hidrófonos (micrófonos diseñados para grabar bajo el agua). No obstante, explican que todavía no han determinado un método o fórmula para “medir” la calidad del champán dependiendo del sonido de sus burbujas, debido a que al formarse burbujas alrededor del hidrófono esto puede alterar los resultados.

La industria del vino lleva muchos años utilizando el tamaño y la formación de burbujas como método para demostrar la calidad de la bebida, pero ahora esta técnica se traslada al champán: mientras las burbujas sean más grandes y desproporcionadas, la calidad será menor. [EurekAlert! vía The Guardian / Smithsonian Mag]