Un grupo de investigadores de la Harvard Medical School¬†consigui√≥¬†hacer funcionar un peque√Īo dispositivo electr√≥nico con la energ√≠a¬†extra√≠da¬†de las c√©lulas de las orejas de una cobaya.

El peque√Īo microchip desarrollado por el equipo (un transmisor de bajo¬†consumo), fue implantado en el o√≠do de una cobaya a finales del pasado a√Īo. Se¬†activo¬†mediante una se√Īal de radio y funcion√≥ durante cinco horas seguidas alimentado √ļnicamente por la energ√≠a¬†generada¬†en la c√≥clea, la parte del¬†o√≠do¬†encargada de transformar la vibraci√≥n que producen las ondas sonoras en los impulsos el√©ctricos que se¬†env√≠an¬†con posterioridad al cerebro.

Advertisement

La cantidad de energ√≠a generada es peque√Īa, apenas una fracci√≥n de la que se puede¬†conseguir¬†de una pila convencional, pero en un futuro podr√≠a servir para alimentar peque√Īos dispositivos m√©dicos ¬†como aud√≠fonos o sensores especiales de diagn√≥stico. Mientras haya¬†suficiente¬†ruido en el ambiente el o√≠do producir√° electricidad. La cantidad de energ√≠a cosechada, en cualquier caso, es lo suficientemente¬†peque√Īa¬†como para que no afecte al proceso normal de audici√≥n. [New Scientist. Imagen del MIT /¬†Patrick P. Mercier]