Si pretend√≠as ir alg√ļn sitio en un coche de Uber a partir de hoy en Espa√Īa, mejor busca un plan alternativo. El servicio de transporte basado en la aplicaci√≥n hom√≥nima est√° oficialmente muerto por orden judicial. Era necesario, pero es una pena que tenga que terminar as√≠. (Actualizaci√≥n 31/12/2014: Uber ha cerrado temporalmente su servicio en Espa√Īa).

Advertisement

En un principio se apuntaba a que solo hab√≠a cerrado la p√°gina web y que la aplicaci√≥n segu√≠a abierta, pero la esperanza ha durado poco. La orden judicial que se ha ejecutado hoy es amplia, y contempla la "transmisi√≥n, alojamiento de datos, acceso a las redes de telecomunicaciones y/o a la prestaci√≥n de cualquier otro servicio equivalente de intermediaci√≥n en relaci√≥n con las actividades de dicha compa√Ī√≠a".

En otras palabras, interrumpe todas las comunicaciones de Uber y mata el servicio en Espa√Īa. El auto del juez no solo contempla el "silencio de radio" en Internet. Las operadoras han sido requeridas para bloquear el servicio en sus redes m√≥viles (Al cierre de este texto, Movistar ya hab√≠a cumplido con esa orden). De igual manera, los operadores de tarjetas bancarias (Visa, Mastercard, Euro 6000 etc...) tambi√©n han sido requeridos para que bloqueen los pagos al servicio. La eutanasia a Uber es completa y radical.

Aunque desde Uber aseguraban cumplir la legislación, lo cierto es que no era así al 100%. La actividad de Uber estaba, como mínimo, en un terreno gris muy resbaladizo que afectaba directamente a servicios más tradicionales como los taxis.

Advertisement

¬ŅCu√°l es la moraleja de esta historia? Probablemente que si tienes una nueva idea disruptiva de negocio, la rentabilidad de esa idea no puede estar basada en saltarse la legislaci√≥n de varios pa√≠ses a la torera. La regulaci√≥n del sector taxi en lugares como Espa√Īa es antediluviana y requiere una revisi√≥n urgente, pero eso es otro asunto. La reacci√≥n de la justicia espa√Īola es rara por lo r√°pida, pero no ha sido de las peores contra Uber. En Corea del Sur, por poner un ejemplo, han presentado directamente cargos contra su CEO. Lo m√°s lamentable del asunto es que no seamos tan r√°pidos para legislar y crear marco legal a nuevas (y muy buenas) ideas, sino que solo presumamos de velocidad a la hora de prohibir y de poner trabas a la innovaci√≥n.

Quizá el problema de Uber es que han sido demasiado agresivos a la hora de entrar en el mercado. Existen otros servicios muy rompedores como AirBnB que también han tenido problemas legales y han provocado no pocas tensiones en los sectores en los que entraban. Sin embargo, lo han hecho con más suavidad e intentando llamar menos la atención al principio. Hacerlo así implica crecer más lento pero también permite asentarse mejor.

Advertisement

Nos gustar√≠a poder pedir que las instituciones legislen m√°s r√°pido a medida que se producen cambios en la sociedad, pero esa petici√≥n lleva d√©cadas cayendo en saco roto. Mientras nos decidimos a propiciar una renovaci√≥n en profundidad de las propias instituciones, todo emprendedor que quiera sobrevivir tiene que pensar en contratar a un buen abogado, y a un buen director de comunicaci√≥n experto en gabinetes de crisis, y no solo en campa√Īas de promoci√≥n online agresivas.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)