En una de sua habituales demostraciones de poder, el gobierno de Corea del Norte acaba de hacer p√ļblicas las primeras fotos de su nuevo misil bal√≠stico intercontinental, el Hwasong-15. Es un cohete tan descomunal que incluso podr√≠a poner en √≥rbita sus propios sat√©lites.

La comparaci√≥n no es casual. El Hwasong-15 imita muchos detalles del Titan II, el misil bal√≠stico que el ej√©rcito de Estados Unidos cre√≥ en los a√Īos 60 y que despu√©s sirvi√≥ a la NASA para poner en √≥rbita las misiones Gemini. El r√©gimen de Kim Jong Un ha realizado el primer lanzamiento con √©xito del misil, y los expertos en armamento que han examinado las fotos concuerdan en que Corea del Norte est√° m√°s avanzada en armamento nuclear de lo que parec√≠a.

Las im√°genes dejan ver algunos avances preocupantes. El proyectil tiene mayor di√°metro y aparentemente m√°s capacidad para cabezas nucleares de mayor tama√Īo y potencia. El morro redondeado est√° dise√Īado as√≠ para minimizar la fricci√≥n durante la reentrada en la atmn√≥sfera.

Advertisement

El Hwasong-15 cuenta con dos propulsores y no tiene sistema de dirección Vernier, lo que significa que los científicos norcoreanos ya han logrado hacer funcionar el sistema de dirección por propulsores basculantes. Es una tecnología que ya usaban los transbordadores espaciales y que los expertos en inteligencia sabían que Corea del Norte acabaría teniendo, pero no esperan que lo hiciera tan rápido.

Advertisement

No todo son malas noticias desde Pionyang. Corea del Norte suele hacer las pruebas con réplicas de cabezas nucleares que no tienen el peso de una real. Los técnicos en armamento estiman que con una bomba real a bordo, su alcance estaría muy limitado. Con todo, quizá Kim Jong haría mejor en utilizar su Hwasong-15 para su propia carrera espacial en vez de para sus juegos de amenazar al resto del mundo. [vía Washington Post]