Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Ilustración para el artículo titulado
Imagen: Edward Stanley (Museo de Florida)

Una lagartija de Florida ha batido todos los récords de estreñimiento registrados en un animal vivo. El reptil, que solía darse banquetes de pizza en Cocoa Beach, tenía en su interior una grasienta bola de caca que rozaba el 80% de su masa corporal.

Advertisement

“Cuando la atrapamos, asumimos que estaba lista para poner huevos”, dice la autora principal de la investigación, Natalie Claunch. “Pero cuando intentamos palpar los huevos, nos pareció que estaba llena de plastilina”.

Claunch acudió a Edward Stanley, del Museo de Florida, para hacer una tomografía del animal. La sorpresa fue mayúscula cuando la pareja descubrió un enorme bolo fecal que había desplazado sus órganos y apenas dejaba espacio para el corazón, los pulmones y el hígado, ya visiblemente atrofiado.

Advertisement
Ilustración para el artículo titulado
Foto: Natalie Claunch (Museo de Florida)

Según una nota publicada en Herpetological Review, el bolo pesaba 22 gramos, aproximadamente el 78,5% de la masa corporal total del animal, un lagarto de cola rizada. La relación bolo-cuerpo-masa era seis veces mayor que el récord anterior: una pitón birmana que se había comido tres ciervos de cola blanca.

Advertisement

La lagartija fue sacrificada. Claunch cree que el bolo se formó a partir de una mezcla de insectos, lagartijas de menor tamaño, grasa de pizza y arena que el animal ingería con cada bocado sin darse cuenta. No podía digerir la enorme bola de hez, ni a esta le quedaban nutrientes: se habría muerto de hambre.

La especie, cuyo nombre científico es Leiocephalus carinatus, proviene de las Bahamas, las Islas Caimán y Cuba. Fue introducida en Florida a principios de los años 40 para combatir las plagas de la caña de azúcar. Su dieta, que incluye desde trozos de pescado hasta queso y galletas, probablemente la exponga a un mayor riesgo de “impactación fecal”. Vivir cerca de una pizzería tampoco ayuda.

Advertisement

Matías tiene dos grandes pasiones: Internet y el dulce de leche

Share This Story

Get our newsletter