La hermosa playa de Venice Beach, en Florida era muy diferente hace 7.000 años. El mar ni siquiera llegaba hasta ese lugar, y los primeros nativos americanos vivían en una amplia franja que hoy está sumergida. Un equipo de buceadores ha encontrado un enorme cementerio indio de aquella época.

Advertisement

Se trata de un antiguo lugar sagrado para las tribus que vivían en la zona y es grande. Los investigadores del Departamento de Arqueología de Florida estiman que el cementerio, que está a solo 6,5 metros de profundidad, puede tener alrededor de 3.000 metros cuadrados.

Un fragmento de madera tallado. Foto: Ivor Mollema / Florida División of Historical Resources

El primer hallazgo se produjo de forma completamente casual en 2016, pero no permitía probar mucho porque era un simple diente. Sucesivas inmersiones en la zona han permitido localizar muchos más restos de huesos humanos, estacas de madera labradas y hasta pequeños fragmentos de tela. La datación por radioisótopos de carbono sitúa los restos hace alrededor de 7.000 años.

Advertisement

De momento se han recuperado los restos de seis personas que formaban parte de las tribus de cazadores-recolectores que vivían en Florida en aquella época, pero los arqueólogos adelantan que es solo la punta del iceberg. Hay muchos más restos. El lugar ya ha recibido la denominación oficial de excavación arqueológica Manasota Key Offshore (MKO) y está protegido como parte del patrimonio histórico del estado.

Se cree que el lugar es parecido a otro yacimiento de Florida, el de Windover en el que se encontraron los restos de 168 nativos. En ambos, los pobladores de Florida se despedían de sus difuntos sumergiendo los cadáveres en un lago de agua dulce. Cuando el nivel del mar subió, el lago desapareció y el agua salada cubrió toda la zona, pero el fondo del lago era rico en brea, lo que contribuyó a conservar los restos hasta hoy. En u comunicado, el arqueólogo Ryan Duggins y su equipo explican que el lugar está siendo investigado con el máximo respeto porque, hayan pasado los año o no, sigue siendo un lugar donde reposan los difuntos. [Florida División of Historical Resources vía Science Alert]