El satélite IMAGE durante unas pruebas en las instalaciones Lockeed-Martin. Imagen: NASA

El satélite IMAGE, propiedad de la NASA con un valor de $150 millones, se volvió inoperativo solo cinco años después de su lanzamiento al espacio en 2000. Sin embargo, se ha reactivado de repente y está transmitiendo información, según Science.

El astrónomo Scott Tilley estaba buscando rastros de Zuma, un satélite clasificado del gobierno estadounidense cuyo propósito se desconoce. El satélite fue declarado una “pérdida total” poco después de su lanzamiento. Durante esta búsqueda, Tilley se sorprendió al descubrir una señal de un satélite llamado “2000-017A”.

En un blog publicado a principios de la semana, Tilley escribió que mediante una comparación de órbitas, pudo confirmar que el satélite que había encontrado se trataba del Imager for Magnetopause-to-Aurora Global Exploration (IMAGE por sus siglas en inglés). El satélite le pertenecía a la NASA, que lo había dado por perdido.

Advertisement

IMAGE durante su construcción. Imagen: NASA/Space News
Los instrumentos de IMAGE. Imagen: NASA

Advertisement

IMAGE fue lanzado en 2000 y declarado perdido en 2005. Sigue transmitiendo datos más allá de la telemetría simple, lo cual indica que algunos de los seis instrumentos a bordo del satélite podrían seguir operativos. Es posible que el satélite se encendió de nuevo durante el periodo de tiempo en el cual la órbita de la Tierra eclipsó sus paneles solares, drenó sus baterías y forzó un reinicio de sus sistemas.

Según AmericaSpace, un consejo cuyo objetivo era investigar el fallo del satélite concluyó que un “instant trip inducido del regulador de potencia de estado sólido” probablemente era lo que condujo al fallo original, aunque comentaron que había una pequeña posibilidad de que el regulador se reiniciara en 2007 o en un eclipse subsecuente.

Advertisement

“Hay buenas posibilidades de que esté vivo [el satélite]”, le dijo Patricia Reiff, una física que estudia plasma espacial e investigadora original de la misión, a Science.

Advertisement

El diario científico destacó que la NASA ahora estaba estudiando si era posibilidad reactivar el satélite y sus instrumentos por completo.

Desde el anuncio de Tilley, los científicos del proyecto han pasado unos días furiosamente buscando el software antiguo y los archivos. Este fin de semana, la NASA intentará contactar con IMAGE con sus antenas de radio del espacio profundo. El Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad de Johns Hopkins en Laurel, Maryland y los investigadores de la Universidad de California en Berkley harán lo mismo.

Actualmente el equipo está confundido sobre por qué parece que la rotación de la nave espacial se ha desacelerado, lo cual podría hacer que la comunicación sea más difícil. “El equipo está ansioso mientras espera un intercambio de información entre IMAGE y [los equipos de la Tierra]”, afirmó Reiff.

Advertisement

De acuerdo con AmericaSpace, IMAGE ya había completado su misión de dos años original, que era “estudiar la respuesta global de la magnetosfera de la Tierra a los cambios en el viento solar”. Cuando dejó de comunicarse en 2005, había sido responsable de 37 “descubrimientos científicos únicos”. Por ejemplo, según la NASA, antes de que se lanzara IMAGE, científicos sabían que los auroras “se producían por partículas cargadas del sol y su interacción con el campo magnético de la Tierra”, pero no tenían forma de medir esa interacción.

Advertisement

Si de verdad ha sido reactivado, el satélite antiguo todavía debería de tener la capacidad de contribuir a más descubrimientos sobre el clima del espacio y la magnetosfera, lo cual es buena ingeniería por parte de la NASA.

[Science]