Los frescos creados por el maestro Miguel Ángel para decorar el techo de la Capilla Sixtina ahora se ven mejor que nunca. El vaticano ha finalizado por fin el proyecto para cambiar el sistema de iluminación de este monumento que cada año visitan decenas de miles de personas. Ahora no solo los colores se aprecian mucho mejor, sino que el sistema consume un 90% menos de electricidad.

Advertisement

Las vidrieras de la Capilla Sixtina est├ín siempre parcialmente cubiertas para que la luz solar no estropee los frescos. A resultas de ello, muchas zonas de esta obra de arte estaban siempre en semipenumbra y eran dif├şciles de apreciar. La nueva iluminaci├│n est├í compuesta de m├ís de 7.000 LED de bajo consumo dispuestos por todo el techo.

La Capilla Sixtina es solo uno de los proyectos puestos en marcha por Led4art, un programa que est├í iluminando mediante LED distintos monumentos europeos. En este caso, Osram ha sido el encargado de dotar a la capilla de su nueva iluminaci├│n. El fabricante alem├ín ha colaborado con los conservadores del Vaticano para dar con la temperatura de color ideal para mostrar todo el color de las obras sin estropear los pigmentos. El resultado salta a la vista. [Osram v├şa Motherboard]

Advertisement

Fotos: ┬ę Governatorato dello Stato della Citt├á del Vaticano ÔÇô Direzione dei Musei

***

Psst! tambi├ęn puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)