Muchos estudios han probado desde hace tiempo que una permanencia prolongada en el espacio no es buena para la salud. Complicaciones en la vista y el cerebro, pérdidas de masa ósea, problemas psicológicos... La NASA ha reunido y actualizado ahora todos esos riesgos para la salud en una sola infografía. Los peligros del espacio, de un vistazo.

Puedes ver la infograf√≠a al completo por aqu√≠. Los problemas principales se dividen en los que afectan a los huesos, al sistema cardiovascular, al sistema sensorial, a los m√ļsculos, al sue√Īo, o a los relacionados con la exposici√≥n a radiaciones ionizantes.

Advertisement

Respecto a los huesos, la exposici√≥n prolongada a un lugar con gravedad reducida resulta en p√©rdida de masa √≥sea y minerales presentes en los huesos, mayor probabilidad de sufrir piedras en el ri√Ī√≥n y m√°s riesgo de fracturas despu√©s de una misi√≥n espacial.

Las alteraciones m√°s claras se han documentando respecto al cerebro y a los sentidos. Las investigaciones han demostrado un impacto en la vista, en la capacidad de orientaci√≥n e incluso en el control manual de objetos. Respecto al sistema cardiovascular, se han documentado arritmias y una ca√≠da en la funci√≥n vascular que puede reducir el nivel de ox√≠geno en los m√ļsculos y, a su vez, dificulta el movimiento. En situaciones de gravedad cero o gravedad reducida, los fluidos corporales, incluida la sangre, se mueven de las piernas a la parte superior del cuerpo, especialmente la cabeza, algo que puede acabar en serias bajadas de tensi√≥n (y desmayos).

Puedes ver la relación completa de problemas de salud en la infografía de la NASA. No, viajar a Marte no será tan fácil. O, mejor dicho, sobrevivir a ello. Si estar en la Estación Espacial Internacional, a 400 kilómetros de altura, ya tiene sus riesgos, ir más allá todavía más. [NASA]

Advertisement