Imagen: WA Police

Como si fuera la escena de una pel√≠cula, una pareja tuvo que recurrir al √ļltimo recurso que ten√≠a a mano para evitar la tragedia. Atrapados en un pantano famoso por el gran n√ļmero de cocodrilos que lo rodean, escribieron Help en el lodo esperando ser encontrados. ¬ŅD√≥nde? En Australia, por supuesto.

Los protagonistas de la historia son Shantelle Johnson y su compa√Īero Colen Nulgit, quienes realizaban un viaje de pesca en el Parque Nacional Keep River en el Territorio del Norte de Australia. Antes de partir, le dijeron a algunos amigos d√≥nde iban y salieron ese mismo d√≠a esperando regresar a la noche, seg√ļn informa ABC News.

En un momento dado de la excursi√≥n, el veh√≠culo de la pareja se atasc√≥ en el lodo en un pantano cuya zona es conocida por su peligrosidad (el siguiente v√≠deo muestra a uno de los animales atrapado en el pantano el a√Īo pasado):

La pareja, ambos de la ciudad de Kununurra, en el este de Kimberley, intent√≥ sacar el autom√≥vil del lodo, pero no tuvieron √©xito. Seg√ļn cont√≥ a los medios Johnson: ‚ÄúIntentamos cavar y tratamos de poner cosas debajo de los neum√°ticos, pero no hubo remedio, no se movi√≥‚ÄĚ.

Advertisement

Al ver como pasaba el tiempo y sin posibilidad de salir de all√≠, se vieron obligados a pasar la noche dentro del veh√≠culo mientras esperaban un rescate. Sin embargo, el veh√≠culo comenz√≥ a hundirse durante la noche en el pantano. Para empeorar las cosas un poco m√°s, percibieron ‚Äúdos o tres huellas de cocodrilo‚ÄĚ que estimaban que ten√≠an de 5 a 6 metros de largo. Como explic√≥ Nulgit a ABC News:

Nos quedamos en el auto la primera noche y luego vimos subir el agua. Lo agarramos todo y a unos 20 o 30 metros del auto. No teníamos mucha comida, ni agua o alguna protección contra los cocodrilos, pero sabíamos que le habíamos dicho varios amigos dónde estaríamos

Advertisement

Efectivamente, sus allegados hab√≠an alertado a las autoridades al d√≠a siguiente. La polic√≠a inici√≥ una b√ļsqueda por aire y tierra hasta encontrarlos gracias a la idea que tuvieron mientras esperaban. Escribieron help en el barro. Adem√°s, la pareja tambi√©n encendi√≥ focos para ayudar a los esfuerzos de rescate a encontrarlos durante la noche.

Hoy están a salvo y la policía los ha elogiado en los medios por algo que siempre se debe tener en cuenta cuando alguien accede a alguna zona peligrosa del planeta con posibilidad de perderse: informar a amigos o familiares sobre la ruta y los planes de antemano. Si no lo hubieran hecho, el final de esta historia podría haber sido muy diferente. [IFLScience, ABC News]