Casi se dir√≠a que Microsoft se ha empe√Īado en deconstruir la Xbox One tal y como la anunciaron. Despu√©s de dar marcha atr√°s y eliminar la conexi√≥n cada 24 horas a internet o los juegos con DRM, ahora la compa√Ī√≠a elimina la necesidad de que la consola est√© conectada a Kinect para funcionar.

Advertisement

Marc Whitten, principal responsable de la nueva consola a nivel de hardware ha confirmado, en una entrevista abierta a IGN, que Xbox One no sólo permitirá tener Kinect apagado, sino que podrá funcionar sin que este accesorio esté siquiera conectado a la consola. Por supuesto, en este caso no se podrán aprovechar las funciones extra que ofrece Kinect en forma de comandos de voz o reconocimiento de movimientos.

La decisión responde a la preocupación de parte de la comunidad de jugadores hacia el hecho de tener una batería de sensores continuamente encendida frente a ellos. El ejecutivo de Microsoft, Albert Penello, lo explica de esta manera:

Seguimos creyendo en Kinect y no estamos interesados en separarlo del desarrollo de Xbox One. Cuantas más demos de Kinect veo, y cuanto más lo pruebo, más me impresiona. El Equipo de Xbox está muy orgulloso de Kinect y, personalmente, creo que os lo podremos demostrar cuando lo uséis.

Tambi√©n hemos dise√Īado una tonelada de funciones de privacidad que permiten al usuario apagar la c√°mara, los micr√≥fonos, o hacer que s√≥lo est√©n activas unas determinadas funciones. Va ha haber muchas posibilidades de personalizaci√≥n en ese sentido.

Sin embargo, lo que también entendemos es que hay algunas situaciones en las que algunas personas no se sentían a gusto. Queremos que todos se sientan cien por cien a gusto con la plataforma, y esa es la razón por la que hemos decidido que Kinect pueda desconectarse por completo.

Advertisement

Microsoft también ha comentado que de ninguna manera va a vender paquetes de la Xbox One sin el nuevo Kinect aunque, visto lo visto, igual también cambian de idea sobre este asunto. [IGN]