Mark Willis es un arqueólogo pionero en el arte de cartografiar yacimientos con técnicas poco habituales. Su último reto es explorar las antiguas pirámides de Hacienda Zuleta, en Ecuador, con la ayuda de drones.

Advertisement

Zuleta es un yacimiento arqueológico de la cultura Caranqui, anterior a los Incas, y cuya antigüedad data de entre 700 y 1.200 años antes de Cristo. Las pirámides truncadas de este pueblo están hoy cubiertas de hierba, lo que las hace muy difíciles de cartografiar por medios tradicionales. Igualmente, las nubes que acostumbran a cubrir la zona hacen complicada la exploración por satélite.

Willis ha encontrado una solución intermedia en el uso de drones equipados con cámaras. En tan solo nueve misiones con estos vehículos, el arqueólogo y su equipo ha conseguido localizar varias nuevas pirámides que no eran evidentes a la vista, y ha podido por primera vez estudiar la relación de distancias y proporciones entre las diferentes estructuras.

Advertisement

Los últimos años Willis ha estado uniendo una panorámica de 36 gigapíxeles de una región de petroglifos en Texas. La panorámica está formada por miles de fotos obtenidas mediante una cámara convencional en lo alto de una pértiga. Los Drones parecen ser bastante mejor opción. [Markaeology y Hacienda Zuleta]