Por qué el aterrizaje en la Luna jamás se podría haber fingido

El vídeo de arriba está en inglés pero es imprescindible. Sobre todo para los conspiranoicos que todavía creen que nunca llegamos a la Luna en 1969 y que todo fue una invención. Creado por S. G. Collins, explica la aplastante razón por la que el aterrizaje lunar jamás se podría haber falseado: sencillamente, existía la tecnología para poner un pie en la Luna, pero no el equipo necesario para falsear las evidencias en una cinta.

Hay cientos de pruebas físicas que demuestran que el Apollo 11, con Neil Armstrong al frente, sí pisó la Luna, y la Unión Soviética además reconoció la victoria de EE.UU. en la carrera espacial. Pero, por si eso fuera poco, este vídeo explica a la perfección cómo hubiera sido imposible falsear las imágenes del aterrizaje. ¿Por qué?

Advertisement

Porque en aquella época aún no se habían creado las cámaras necesarias para grabar tal hazaña en formato vídeo. Las imágenes se vieron en medio mundo en directo, pero falsear el aterrizaje en un estudio, grabarlo, añadir los efectos y retransmitirlo, como muchos todavía creen que se hizo, era literalmente imposible. Ni existían las cámaras, ni los programas necesarios para crear los efectos. Y es curioso cómo han cambiado las cosas: antes podíamos ir a la Luna pero no fingirlo con tecnología, y ahora hacemos justo lo contrario. Ironías del futuro. [Gizmodo]

Share This Story