Image: Aviva Sinay (Flickr)

En general, es ampliamente aceptado que hacer ejercicio sin cambiar tu dieta no te ayudará a perder peso. Sin embargo, investigadores han realizado un nuevo estudio que pone en duda esa noción y declara que sí es posible alcanzar tus objetivos con solamente ejercicio. Solo tienes que hacer suficiente.

Pero espera, ¬Ņc√≥mo es posible que no pierdas peso aunque no cambies tu dieta si vas al gimnasio varias veces a la semana? En teor√≠a, deber√≠a funcionar, ya que si quemamos calor√≠as y no las reemplazamos, nuestro cuerpo utiliza su grasa almacenada y eliminamos algunos kilos. No obstante, numerosos estudios han encontrado que no exactamente funciona as√≠.

No es que las personas no pierdan peso cuando hacen ejercicio, simplemente no pierden lo que esperan. ¬ŅPor qu√©? Aunque las personas queman calor√≠as haciendo ejercicio, a menudo comen m√°s o se mueven menos durante el d√≠a, lo cual tiene un efecto considerable en sus objetivos de peso.¬†

Sin embargo, investigadores se empezaron a preguntar si la cantidad de ejercicio realizado podría tener algo que ver con el peso que perdieron las personas. La mayoría de los estudios mencionados anteriormente habían obtenido sus conclusiones analizado a personas que había hecho ejercicio moderado durante aproximadamente 30 minutos al día, la cantidad recomendada actualmente para mejorar la salud.

Advertisement

Por lo tanto, los cient√≠ficos se hicieron la siguiente pregunta: ¬Ņsi las personas hicieran m√°s ejercicio, seguir√≠an compensando por todas las calor√≠as que hab√≠an quemado?

A continuación, los investigadores realizaron un experimento con 31 hombres y mujeres con sobrepeso. Para comenzar, hicieron pruebas para analizar su índice metabólico y composición corporal. También tomaron nota de lo que habían comido los participantes durante el día previo y les pidieron que utilizaran una dispositivo sofisticado para medir su actividad.

Advertisement

Luego los investigadores pusieron los participantes en dos grupos: uno de ejercicio moderado y otro de ejercicio intensivo durante 12 semanas. En el grupo de ejercicio moderado, los individuos tuvieron que quemar 300 calorías cinco días a la semana, lo cual hicieron en aproximadamente 30 minutos. Al final de la semana, había quemado 1.500 calorías. 

En el otro grupo de ejercicio intensivo, los participantes tuvieron que hacer el doble de ejercicio para quemar 600 calorías cada día durante cinco días. En este grupo, los individuos quemaban 3.000 por semana.

Advertisement

Los investigadores le pidieron a los participantes que no cambiaran su rutina o dieta mientras continuaban con sus programas de ejercicio durante los cuatro meses. Eso sí, tenían que seguir utilizando el dispositivo para medir su actividad unos días.

Al final de los cuarto meses, los investigadores le pidieron a los participantes que volvieran al laboratorio para realizar de nuevo las pruebas que se habían hecho al inicio. Los resultados, que se publicaron en el diario American Journal of Physiology-Regulatory, Integrative and Comparative Physiology, han causado un gran impacto en la comunidad de salud.

Individuos en el grupo que hacía ejercicio durante aproximadamente 30 minutos al día y quemaba 1.500 calorías a la semana había perdido poca grasa corporal. En algunos casos, las personas habían subido de peso.

Advertisement

Por otro lado, los participantes en el grupo que habían hecho el doble de ejercicio, trabajando durante aproximadamente una hora y quemando 3.000 calorías a la semana, estaban más delgados. 12 de los participantes habían perdido un 5% de grasa corporal en los cuatro meses.

Y todo sin cambiar su dieta o estilo de vida.

Advertisement

¬ŅC√≥mo era posible? Eso es lo que intentaron averiguar los investigadores a continuaci√≥n. Decidieron calcular cu√°ntas calor√≠as hab√≠an recuperado despu√©s de hacer ejercicio.

En el grupo de hombres y mujeres que habían quemado 1.500 calorías por semana, los científicos dedujeron que habían recuperado casi 950. Los resultados eran similares en el grupo que había quemado 3.000 calorías por semana. En ese grupo, los participantes recuperan aproximadamente 1.000 calorías. Aunque ambos grupos habían recuperado casi la misma cantidad de calorías, el grupo de ejercicio intensivo experimentó una diferencia porque al final terminaban con un déficit de 2.000 calorías. 

Sin embargo, todavía no está claro cómo los participantes recuperaron sus calorías, ya que sus índices metabólicos no variaron durante el estudio y los dispositivos de actividad no mostraron grandes diferencias cuando se movían durante el día.

Advertisement

Kyle Flack, profesor asistente en la Universidad de Kentucky y parte del grupo de investigadores que realiz√≥ el estudio, deduce que los individuos recuperaron sus calor√≠as comiendo m√°s. Curiosamente, los participantes no estaban de acuerdo, se√Īalado que no recordaban comiendo de m√°s durante el estudio.

‚ÄúYo creo que simplemente no se dieron cuenta de que estaban comiendo m√°s‚ÄĚ, afirm√≥ Flack, a√Īadiendo que probablemente exista una conexi√≥n complicada entre el ejercicio, el apetito y la relaci√≥n que tenemos con la comida. Estas conexiones posiblemente no fueron recogidas en el estudio.

No obstante, a pesar de los resultados del estudio, Flack recomienda ser consciente de lo que comemos y medir las porciones de comida si queremos perder peso y finalmente controlarlo. [New York Times]