Los rescatistas instalan una bomba de agua dentro del complejo de cuevas de Tailandia el 28 de junio de 2018.
Photo: Linh Pham (Getty Images)

El pasado martes fueron rescatados los cinco niños que aún estaban atrapados en el complejo de cuevas Tham Luang Nang Non de Tailandia, en el que 12 miembros de un equipo de fútbol y su entrenador quedaron atrapados durante más de dos semanas. La misión de rescate se tomó tres días y, de acuerdo con nuevos detalles, fue necesario drogar a los niños antes de la extracción.

Advertisement

Este detalle proviene del ex–Navy Seal de Tailandia Chaiyananta Peeranarong, quien comentó a la AFP que los niños estaban dormidos por completo o medio dormidos durante la misión de rescate. “Algunos de ellos estaban dormidos, otros movían los dedos (como si estuvieran) atontados, pero respiraban”, dijo el comandante Peeranarong, quien ayudó a trasladar a los niños a través de la cueva. El líder de la junta de Tailandia, Prayut Chan-O-Cha, informó tras el rescate que los niños recibieron un “tranquilizante menor”, el cual un reportaje de la BBC calificó como un medicamento contra la ansiedad utilizado por los soldados. “Cuando tomamos esto podemos estar más enfocados y aumentar nuestras posibilidades al apuntar”, dijo Chan-ocha. La BBC confirmó el miércoles que estaban “fuertemente sedados” para prevenir la ansiedad durante la excavación.

Las primeras imágenes del rescate muestran a los niños envueltos y atados a camillas, mientras los buzos los trasladan a través de los angostos pasillos de la cueva usando un sistema de poleas. Muchos de los niños, que formaban parte del equipo de fútbol Wild Boars, no sabían nadar y no tenían ninguna experiencia de buceo. A cada niño le asignaron dos buzos, un traje y una mascarilla completa.

“Esta es la misión más difícil que hemos hecho”, dijo el buzo de rescate tailandés Narongsuk Keasub a CNN. “Cuanto más baja está el agua, más fuerte es la corriente. En este momento es más fuerte. Cada paso de la extracción es arriesgado. Solo podemos ver nuestras manos a una corta distancia. Además, las piedras son afiladas, lo cual es peligroso para bucear, y el trayecto es muy estrecho”.

Advertisement

El éxito de la excavación fue un gran alivio, dado que los chicos y su entrenador de fútbol habían quedado atrapados desde el 23 de junio, sobreviviendo durante nueve días bebiendo agua de las paredes de la cueva antes de que fueran descubiertos vivos, reporto´ la BBC.

Y aunque la misión de rescate fue en gran medida exitosa, no estuvo ausente de los oportunistas. Los productores de Hollywood se pasearon por el complejo de cuevas en el norte de Tailandia y se inspiraron para una futura superproducción, mientras que un multimillonario de tecnología promovió y entregó su mini-submarino que el jefe de rescate consideró que “no es práctico”.